Saltear al contenido principal
¿Dónde Se Deben Colocar Los Bajantes De Los Canales De Desagüe?

¿Dónde se deben colocar los bajantes de los canales de desagüe?

A la hora de hacer una instalación de un sistema de recogida de agua de lluvia en una cubierta uno de los primeros pasos que hay que dar es diseñar cómo será. Es decir, calcular los metros de canalón necesarios, el número de soportes, medir la inclinación… Y por supuesto, decidir dónde debemos colocar los bajantes de los canales de desagüe.

Puede parecer una decisión que se tome a la ligera o por motivos estéticos. Pero es importante que no se haga así, sino siguiendo una serie de criterios prácticos y técnicos. Por eso hoy os contamos en líneas generales aquellos aspectos que determinan dónde colocar las bajantes. Así como el número de necesario. Además de repasar las distintas opciones de instalación según su localización.

Cómo saber dónde colocar los conductos verticales desagüe de las canaletas

Los conductos bajantes son las salidas de evacuación del agua de lluvia desde las canaletas que se colocan paralelas al tejado. En su instalación se coloca una pieza específica uniendo dos piezas de canal. Que además cuenta con una boca inferior a la que se acopla la propia bajante. Sin embargo la duda surge a la hora de decidir en qué parte del sistema se coloca.

Para salir de dudas siempre se debe tener en cuenta la localización del sistema de desagüe en el suelo más cercano. Es decir, debemos buscar dónde se encuentra la rejilla de alcantarilla más cercana. O bien en qué lugar el suelo se encuentra en pendiente hacia una. Para poder saberlo cualquier profesional de los canalones puede usar una plomada que determine el lugar con más inclinación.

Se debe usar también el sentido común, ya que hay que evitar colocar las bajantes en puntos cercanos a puertas o accesos a la vivienda o nave industrial. Ya que de lo contrario el agua de lluvia podría entrar en la edificación, creando problemas de humedades.

Por otro lado, igual que se debe tener en cuenta una estimación de las precipitaciones de la zona para elegir el diámetro y capacidad de los canalones. También debe considerarse para determinar el número de bajantes que serán necesarias para evacuar el agua, así como su grosor.

Instalar las bajantes en los extremos de los canalones

En realidad, una vez hayamos analizado todos los aspectos relevantes para la instalación de los canalones. Las opciones en cuanto la localización de las bajantes se pueden separar en dos. Colocarlas en los extremos de los conductos horizontales o bien en el centro. Pero como hemos comentado, esto debe decirse antes de comenzar con ningún trabajo de instalación.

Cuando vayamos a colocar los conductos de bajada del agua en los extremos de los canalones debemos tener en cuenta un aspecto básico. La inclinación que deben tener los canales de recogida para que el agua fluya correctamente. De forma que no se formen balsas de agua en el sistema, sino que vaya hacia el desagüe correctamente. Para ello hay que considerar siempre una inclinación mínima del 0,5% hacia la salida.

En este caso, existen piezas ya preparadas con laterales integrados y con una apertura inferior en la que unir la pieza de la bajante. De manera que simplemente habrá que acoplarla en el extremo del canal en el que se coloque la bajante. Por otro lado, recuerda que hay que dejar un máximo de 50 cm entre cada soporte de las canaletas. Así como 150 cm como mucho entre las fijaciones de las bajantes a la fachada.

Colocar los bajantes en el centro de los canales pluviales

Por el contrario, hay ocasiones en las que es más adecuado instalar las bajantes entre dos piezas de los canalones. Aunque no necesariamente tiene porqué ser en el centro de la fachada. Simplemente digamos que no se hace en uno de los extremos. Sino en el lugar más indicado según la inclinación del suelo o en desagüe más cercano. Sea en el centro o el lateral de una pared del edificio.

En este caso también hay que tener mucho cuidado con la inclinación que se dé a las canaletas en su instalación. Ya que deben hacer que el agua fluya con facilidad hacia el conducto de evacuación vertical. Así habrá que colocar también soportes de sujeción para los conductos cada 50 cm de acuerdo con la pendiente necesaria. Además, en caso de que la instalación se haga en una cubierta con alero, es posible que haya que colocar un codo que una la canaleta con la bajante. Ya que éstos conductos verticales deben instalarse siempre pegados a la fachada del edificio.

Respecto a los extremos de los canalones, en este caso será necesario colocar una tapas. Para que de este modo impidan la salida del agua por ahí. Y faciliten su evacuación por la tubería que baja por la fachada hasta el desagüe más cercano.

De cualquier modo, cuenta siempre con la supervisión y la experiencia de una empresa dedicada al sector de los conductos pluviales a la hora de hacer cualquier instalación. Ya que de lo contrario puedes encontrarte con problemas a medio y largo plazo que necesitarán de una inversión mayor para su reparación.

Call Now Button
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?
Powered by