Saltear al contenido principal
Cómo Colocar Canalones Para Pérgolas

Cómo colocar canalones para pérgolas

Todos conocemos la importancia de contar con un buen sistema de evacuación de aguas pluviales en nuestro domicilio. Pero es igual de práctico en cualquier construcción, incluidas las pérgolas. Si cuentas con una estructura de este tipo te habrás dado cuenta que los días de lluvia el agua baja directamente del tejado. Encharcando todo el perímetro, dañando el suelo y provocando daños por el agua. Para solucionar esto lo mejor es colocar canalones que recojan el agua que cae en la superficie de la pérgola.

A continuación te contamos cómo instalar canalones y bajantes para pérgolas y las distintas opciones que puedes encontrar en el mercado. Sin embargo ten en cuenta que para hacer la instalación de un sistema de recogida de agua es imprescindible contar con un profesional. En primer lugar, al tratarse de un trabajo que se hace en lo alto. Y por otro lado, porque el montaje de los canalones necesita conocimientos previos para que el funcionamiento sea óptimo.

Elegir canalones para pérgolas

Antes de optar por canalones de un tipo u otro, es importante tener en cuenta el tamaño que tienen que tener. Ya que hay canalones de distintas medidas de diámetro en función del agua que tengan que recoger. Para saber cual es la medida más indicada primero tendremos que tener en cuenta la superficie de la cubierta de la pérgola. Y a continuación valorar las precipitaciones de la zona. Así podremos optar por un tamaño que sea capaz de evacuar todo el agua de lluvia minimizando las posibilidades de que se desborde. Hay canalones desde los 80 milímetros de diámetro a los 250, por lo que aunque la pérgola sea grande y se encuentre en una zona de muchas lluvias, siempre habrá opciones.

A continuación llega el momento de decidir el material de los canalones que vamos a instalar. Los canalones de aluminio lacados para pérgolas son una muy buena opción. Ya que el precio es bastante asequible, son ligeros y totalmente personalizables. Por lo que pueden integrarse muy bien con el estilo de la pérgola. Los canalones que, sin embargo, no recomiendan nunca nuestros profesionales son los de PVC. Y menos aún en el caso de pérgolas, ya que se deterioran muy rápidamente con la luz del sol.

Nos encontramos a menudo también con casos de casas rústicas en las que la colocación de canalones en una pérgola del jardín puede ser un problema. Habitualmente por la estética del lugar y la dificultad de encontrar unos canalones que no desentonen. Para esos casos la mejor opción son los canalones de cobre.

Hacer la instalación de canalones para pérgolas

A la hora de hacer la instalación, como hemos comentado previamente, hay que contar con un profesional. En Canalones Cool contamos con personal cualificado y con experiencia en la colocación de canalones en pérgolas. Con el trabajo de un experto garantizarás que el canalón queda perfectamente integrado y que cumple su función a la perfección.

Antes de hacer la instalación habrá que medir la pérgola para saber los metros lineales de canalón que se necesitarán. Así como los codos y bajantes que sean necesarios. Una vez contemos con todos los materiales necesarios se podrá hacer la colocación rápidamente.

El procedimiento incluye dotar al canalón de una ligera inclinación para permitir que el agua fluya con rapidez. En función de la forma y tamaño de la estructura habrá que colocar también las bajantes. E integrarlas en la medida de lo posible con los pilares de la pérgola.

En función de dónde se encuentre la pérgola y de los gustos de los propietarios se pueden añadir complementos en la instalación. Como salva hojas para prevenir atascos si está en un jardín con árboles o depósitos de agua para reutilizar el agua de lluvia.

Mantenimiento de canalones para pérgolas

No hay que olvidar que tan importante como la instalación es un buen mantenimiento de los canalones. Debes contar con profesionales que puedan hacer las revisiones periódicas correspondientes. Que suelen ser dos al año coincidiendo con otoño y primavera. Así podrás tener los canalones de la pérgola en perfectas condiciones.

Las revisiones suele consistir en la limpieza del canalón a fondo. Para ello se retiran todos los restos vegetales y animales que pueda haber y se limpian los canalones con una manguera a presión. De este modo estaremos protegiendo al sistema de evacuación de agua de atascos y obstrucciones en el futuro.

Además se comprueba también el estado general de la instalación. Habrá que buscar grietas o fugas y en el caso de encontrarlas proceder a repararlas rápidamente. Aunque una fisura pueda parecer algo insignificante, el paso del tiempo y las inclemencias meteorológicas pueden hacer que crezca rápidamente. En ese caso los canalones pueden peligrar, sufriendo roturas y filtraciones de agua. Estos fallos pueden afectar a la estructura de la pérgola y sus cimientos.

Call Now Button
Abrir chat
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?